Jovencita amateur se inicia en el sexo

Posted by Adriana Rossi under General on Domingo Ago 15, 2010

Esta joven se presenta a un casting porno sin saber muy bien a donde va, muy timida y comedida conoce a Terry.

Tras unos momentos de dudas, Naty Pink se desmelena y se convierte en una jovencita salvaje con ganas de disfrutar del mejor sexo.

fresaychocolate.com: Jovencita amateur se inicia en el sexo

DISFRUTA GRATIS DEL TRAILER

Duración del video: 27:20 | Formato: HD | Tamaño: 612 MB

Protagonistas del Video: TerryNaty Pink

Accede a más de 200 escenas porno en calidad HD por sólo 1 Euro

Descubre el videochat más barato, acceso por 1 DIA por sólo 1 Euro

4 COMMENTS | Tags : , , ,

Orgasmo masivo en Nueva York

Posted by Adriana Rossi under General on Viernes Ago 22, 2014

¿Recuerdan “Cuando Harry encontró a Sally”? Unas 20 mujeres, activistas de un grupo llamado Improv Everywhere, recrearon la famosa escena de Meg Ryan fingiendo un orgasmo en noviembre del pasado año en Nueva York.Todo comenzó con la parodia de la cinta por una mujer y poco a poco se van sumando todas las que integran la iniciativa que ya ha realizado poco más de 150 videos que ellas llaman: “Películas en la vida real”.

 

ADD COMMENTS | Tags :

La fiesta del orgasmo

Posted by Adriana Rossi under General on Viernes Ago 22, 2014
Tomado de Abadia Aljarafe

Tomado de Abadia Aljarafe

El Día Internacional del Orgasmo Femenino se celebró el pasado 8 de agosto y en Cuba apenas nos enteramos. La festividad, surgida en Brasil hace ya seis años, es acogida en varios países del mundo como México, Argentina, Perú, España y Noruega –donde el día es feriado-, y seguida por no pocas mujeres que defienden el orgasmo como parte del derecho al placer y al poder de decisión sobre sus propios cuerpos.

“El sexo es bueno para el corazón”, fue el mensaje lanzado por la Fundación Española del Corazón (FEC), recordando así que el sexo – placentero, por supuesto- contribuye a la salud de quienes lo practican periódicamente, disminuyendo el riesgo de padecer un infarto, entre otros muchos beneficios como puede ser la reducción del dolor o del estrés.

Mientras algunas organizaciones celebraron la fecha con el lema “La sexualidad como una herramienta de crecimiento”, otras fueron más transgresoras en su invitación: “Háganlo, no lo finjan”.

Confirmando

Como cada año, la ocasión fue propicia para rescatar datos sobre un fenómeno que afecta a un número importante de la población femenina mundial –sin hablar de aquellas a las que sencillamente les es negado a través de prácticas como la mutilación genital- y que tiene sus causas más comunes en la manera en que los seres humanos nos relacionamos y conocemos nuestro cuerpo.
Los estudios evidencian lo que muchas personas ya sabemos: un número importante de mujeres nunca llega a sentir el orgasmo y no pocas lo fingen para complacer a su pareja. Los hombres fingen menos, pero también lo hacen, y no pocos están seguros que se darían cuenta si su pareja femenina lo hace.

Entre los datos aparecen:

  • La mitad de las mexicanas entrevistadas en una encuesta del Instituto Mexicano de Sexología, confesó jamás o muy rara vez haber experimentado un orgasmo.
  • Solo un tercio de las mujeres en todo el mundo llegan al orgasmo a partir de prácticas sexuales, según el Instituto Kinsey de Estados Unidos.
  • Una investigación del hospital londinense Saint Thomas encontró que 15% de mujeres no tienen orgasmo, contra solo un 2% de los hombres. Además, afirma, el hombre puede llegar al clímax en 2,5 minutos, frente a los 12 minutos necesita una mujer.
  • El 67% de las mujeres universitarias encuestadas en 2009 en la Universidad de Kansas, Estados Unidos, reconocían fingir orgasmos con regularidad para satisfacer a sus parejas. Mientras que solo el 64% de las mujeres encuestadas en la Universidad de Indiana confirman haber alcanzado el clímax durante su última relación sexual, hasta un 85% de los hombres asegura que sus parejas sí lo hicieron.
  • Una indagación realizada entre 41.967 personas seguidoras de la red social para infieles AshleyMadison.com arrojó que 73% de las mujeres que respondieron han fingido alguna vez un orgasmo y 85% de ellas creen que los hombres no se dieron cuenta de su actuación. En tanto, 41% de los hombres reconoció haber fingido un orgasmo alguna vez.

Placer lésbico

Un estudio publicado por Journal of Sexual Medicine asegura que las mujeres homosexuales pueden alcanzar el orgasmo con mayor frecuencia que las heterosexuales. Entre las 1,353 mujeres que dijeron haber tenido sexo en los 12 meses previos a la encuesta, la frecuencia de llegar al clímax cada cien veces fue 13 veces más en las lesbianas que en las heterosexuales y casi 17 veces más que en las bisexuales.

Aunque las conclusiones de la investigación realizada entre 6151 de las mujeres y hombres en Estados Unidos se limita a recomendar una profundización de los estudios de la sexualidad en las llamadas “minorías sexuales”, esta realidad podría vincularse a la libertad con que las lesbianas asumen el reconocimiento de su propio cuerpo y su exploración en aras de garantizar el placer, tanto en solitario como en el ámbito de la pareja.

Para entender esta realidad basta recordar los tabúes que rodean la sexualidad femenina –vinculada por la cultura patriarcal a la mera función reproductiva-, y, especialmente, todo lo referido a la masturbación y el autoplacer, prácticas de las que no suele hablarse y que son consideradas por no pocas mujeres como vergonzosas.

Todo eso….sin hablar del punto G.

ADD COMMENTS | Tags :

La noche que nunca dijo adiós.

Posted by Adriana Rossi under General on Viernes Ago 22, 2014

Era una puta hablándole al oído. Un susurro que nunca escucharía ni estando lo más cerca posible de él.

Le escribía a diario, rogándole una llamada, un mensaje en el cielo, un grito desesperado diciendo: “Llámame”, “Quiero estar contigo”, “¿Recuerdas nuestro primer día?”, “Quiero hacértelo”.

Entonces ella cedería e iría corriendo hacía él, aunque no lo quisiera. Ella estaría con el corazón, con los brazos e incluso con las piernas abiertas sólo para él.

Pero él no la escucha, no la llama y quizás ni la recuerda.

Parece haberse olvidado de su existencia.

Entonces ella agarra el metro, se sube rumbo al metro donde él vive. Lo acecha, lo ve pasar, se queda horas esperando en el teléfono que hay saliendo del metro.

Él ni la reconoce, cree que es basura y le arroja a los pies su botella vacía de Pepsi. 

Y se va lejos, da la vuelta a la calle y ella lo mira triste, quisiera seguirlo, quisiera pegarse a él, quisiera ser su sombra, su perra o de plano su mascota.

Quisiera entrar con él a su casa, a su cuarto. Amarlo cobijados por la oscuridad, el frío y el smog.

Quisiera sentir su cama, sus sábanas, sus almohadas, su cuerpo encima suyo y también su sudor.

Unos gemidos en el oído o su lengua fuera serpenteando en su cara. Acariciar su pelo mientras lo observa, ver su cuerpo perfecto envuelto en suciedad y rabia.

ESCUCHAR SU VOZ.

Pero no sirve de nada. Él allá, ella ahí. Y él seguro de que es buen musa de la soledad.

Ella seguirá ahí, acechando desde la oscuridad.

escanear0008/Lanochequenuncadijoadiós/ZaideC.

Escrito a máquina.

7680288438_877049c6fa_z

ADD COMMENTS | Tags :

Reina de sangre cap 11 por Elisabeth Thor(Final)

Posted by Adriana Rossi under General on Viernes Ago 22, 2014

Haría lo que fuera por ti Sandra decía Tara, mientras cogía levemente de sus manos a su torturadora. Cuanto más lejos de Clara, ella podría vivir unas horas más. No sabia porque hacia aquello pero a un sentí algo por su amiga, aun recordaba que ella podría a ver sido su mujer ideal. Pero conoció a la destructiva Sandra y perfeccionaron el cuerpo de Clara con dolor. Se encerraron en la habitación y allí Sandra comenzó sus juegos con su querida victima.

-Me pediste que fuera tu guía al placer, este placer no te dejara volver hacia atrás.

Sandra recordaba algún amante que llevado por sus juegos a la muerte habían disfrutado de un placer increíble. Siempre se reflejaba una extraña sonrisa en sus rostros, Sandra podría ser la guía pero nunca se atrevió a atravesar esa barrera. A filo sus cuchillos pensando como le haría disfrutar por ultima vez a su amiga, como le haría ver mas allá de la muerte, ese placer que solo los muertos saben de su existencia, ese placer que te hace perder 21 gramos.

Jeff volvió a poner nuevamente el video a su jefe, Newman había visto grandes salvajadas en la red y había encarcelado a muchos locos. Su pequeño grupo se encargaba en bucear en las webs profundas y detener a sicópatas que allí vivían.

-Señor esto es peor que he visto en mucho tiempo.

Newman toco la pantalla señalando algunos detalles:

-Esto no son jodidos efectos especiales, esa mujer es una sicópata.

No entendía lo que veía en esa pantalla gente que disfrutaba con ese extremo placer. Escuchaba gritos de placer cuando la sangre brotaba sin cesar. En uno de esos videos Sandra gritaba frustrada, gritaba al ver como moría su amante tras su extremo juego. Su victima sonreía de una manera extraña, algo que Sandra jamás llegaría a comprender.

Sandra sonrió al mirar a Tara, sus cuchillas corrían por sus  dedos apunto de comenzar a cortar, por unos instantes la mirada de su victima se trastorno viendo cosas que jamás existieron, por unos instantes Tara veía a su torturadora como un oscura ángel vestida de cuero. De enormes alas negras y de ellas colgaban cientos de cuchillos. Su rostro era tan seductor, por su boca comenzó a correr sangre lentamente. Sus uñas extremadamente largas fueron acariciando el rostro de su victima, provocando alguna cicatriz que comenzaban a sangrar lentamente. Esas largas uñas comenzaron a acariciar el ombligo de Tara hincándose en su piel. Sus ojos se abrieron de par en par por el placer que le estaba dando su torturadora. Lentamente sus tripas fueron extraídas lentamente. Una sonrisa fue apareciendo en su rostro bañada por su sangre.

-Sandra, quiero más. Quiero que me destroces hazlo.

El sabor de sangre se fue haciendo paso en su paladar, lentamente sentía como esa barrera llena de luz la iba abduciendo lentamente.

Newman había estado muchos años averiguando esos casos, en sus cuarenta años de trabajo en la red, había encontrado sicópatas caníbales que frente las cámaras devoraban los cadáveres de sus seres queridos. Pero ese video era tan jodidamente fascinante, ese dolor que parecía que a sus victimas le atraía tanto él no llegaba a comprender, Jeff intentaba encontrar de donde venia esos videos, metiéndose en lo mas profundo de la pagina web.

-Esa chica sabe proporcionar dolor como si fuera una droga, sus victimas lo necesitan y son dispuestas a morir por ello.

Jeff chasqueo los dedos y golpeo la mesa con alegría, había encontrado de donde venia esos videos. De una tal Sandra Xanders.

-Newman será mejor que llames a la policía, la tenemos bien cogida.

Jeff cogió su chaqueta preparándose para visitar a la asesina, Newman al ver como su compañero se iba cogió un DVD y grabando todos los videos de Sandra que había en el ordenador. Le había fascinado ese extraño placer, quería investigar el comportamiento de sus victimas.

La barrera se rompió lentamente, su cuerpo sentía como era absorbido por la potente luz, sentía como un extraño placer le iba consumiendo lentamente. Sentía como su vida se consumía en un último orgasmo.

Sandra miraba furiosa la sonrisa de Tara, veía en ella lo que más odiaba y lo que siempre había temido. No era capaz de atravesar la muerte para sentir el último nivel del dolor. Siempre estaba apunto de morir y siempre el miedo le acercaba nuevamente a la vida.

-Tara que ves, dímelo.

Unos coches de policía llegaron al bloque de pisos, Newman suspiro al ver donde se escondía la asesina llamada Sandra. Al subir a su apartamento comenzaron a picar sin cesar:

-Sandra Xanders somos la policía.

Un fuerte golpe y la puerta fue tirada a bajo, cinco policías entraron en el apartamento. Newman vi aquella mujer que le pedia ayuda, vio a Clara ese pobre ser que como una mosca le habían arrancado las alas. Le acaricio el rosto limpiándole las lagrimas.

-Tranquila te sacaremos de aquí.

Clara no podía dejar de llorar al saber que tendría que enfrentarse al mundo. Esta vez sin sus piernas ni brazos, en esos momentos deseo más que nunca estar muerta.

Al abrir la ultima puerta, uno de los policías salió a vomitar al ver ese espectáculo. Newman al entrar al dormitorio, vio a Sandra con las tripas de Tara entre las manos. Vio a su victima con una extraña sonrisa en su rostro, Sandra no hizo ningún gesto. Sabía que le habían cogido. Miro a Newman dejando caer de sus manos las tripas de su victima. Forzó una sonrisa:

-A traspasado la barrera del dolor, dejándome aquí.

Sandra estaba sentada en su celda, no tenia miedo por lo que le pasaría, no sentía pena por sus victimas, solo tenia clavado en su mente esas sonrisas de placer extremo de esos cadáveres que habían jugado con el dolor. Cogió una sabana y fue haciendo una soga. Se puso la soga en su cuello, y suspiro esperando que esta vez ella pudiera saber lo que es ese extraño placer que se le escapaba. Dejo de tocar el suelo y comenzó su largo viaje.

ADD COMMENTS | Tags :